Estaciones de radio en el estado de Santa Rosa en Guatemala acordaron difundir nuestros programas; estado que enfrenta cada día el problema de distribución y consumo de drogas

Estaciones de radio en el estado de Santa Rosa en Guatemala acordaron difundir nuestros programas; estado que enfrenta cada día el problema de distribución y consumo de drogas

Durante los primeros cinco meses de este año, nuestro misionero Karel visitó 27 estaciones de radio en diferentes regiones de Guatemala. Alabamos a Dios por permitir que 17 emisoras cristianas y 4 seculares decidieran transmitir los programas. Gracias a la dedicación de Karel, actualmente tenemos un total de 71 estaciones de radio proclamado las Buenas Nuevas de salvación de Cristo conforme nuestros programas son transmitidos. Guatemala, al igual que el resto de los países en el de Centro América, tiene un débil sistema judicial, el cual ha fomentado el crecimiento de la corrupción. Esto ha provocado altos niveles de criminalidad. El tráfico de drogas ha tomado ventaja de esto y otras situaciones tales como la falta de una presencia real en la aplicación de la ley. Aunado a esto, Guatemala es también un pequeño productor de hoja de opio, y la cantidad de mariguana producida para consumo doméstico se ha incrementado drásticamente. En el departamento de Santa Rosa, con una población de 300,000 habitantes, las autoridades están teniendo que hacer frente a diario con el problema de la distribución y consumo de drogas por personas de todas las edades, especialmente jóvenes. En mayo, Edwin, quien tiene 22 años de edad, fue capturado en Santa Rosa. El no sólo estaba produciendo drogas ilegales, sino que también era uno de los principales proveedores de estupefacientes en el área. En el mismo mes, Karel visitó varias emisoras en Santa Rosa y ocho de estas aceptaron transmitir los programas. Nuestra oración es que personas como Edwin puedan escuchar que sólo en Cristo pueden hallar la verdadera libertad de sus adicciones. Cada uno de nuestros programas está hecho con la convicción que Su Palabra no retornará a Él vacía.

Estamos agradecidos con Dios por permitir que los programas que producimos puedan proveer animo a creyentes que se encuentran atravesando tiempos de dificultades en sus vidas. Ese es el caso de los vecinos de Karel. La esposa, quien es diabética, ha estado luchando con varios temas de salud. Dado a que ella está incapacitada, no puede asistir a la iglesia. Sabiendo esta situación, Karel le obsequió varios CDs con programas. Ahora ella y su esposo han estado edificándose a través de las enseñanzas de Su Palabra, y al mismo tiempo están siendo alentados conforme escuchan las promesas que Dios les da a aquellos que confían en Él.

Dinos tu opinión

4 × tres =